La estrategia utilizada por la Corporación, para hacer las convocatorias de inscripción a Guardianes de la Naturaleza, por medio de formularios específicos, permitió, no sólo, registrar información valiosa, sino también,   adelantar trabajo previo, que de otra manera hubiese sido desgastante y tedioso. Este permitió recoger de manera directa y actualizada los datos de contacto e intereses del grupo o entidad postulante

  • El proceso de Guardianes de la Naturaleza logra movilizar a la población interesada en cada lugar donde se desarrolla, pues que niños y niñas, líderes, docentes y padres de familia modifican incluso, hábitos y costumbres, con el fin de apoyar el proceso y aprender acerca del cuidado, protección y conservación del patrimonio ambiental.
  • Los líderes de los grupos de Guardianes de la Naturaleza actuales, perciben el proceso como una manera de fortalecer los programas ambientales que cada uno de ellos está desarrollando en su territorio, no sólo desde los PRAE, sino también desde los grupos ecológicos y otras iniciativas locales, cuyo centro está configurado por este componente pedagógico.
  • Durante los encuentros los niños demuestran su capacidad para ayudar a diseñar, investigar y elaborar iniciativas ambientales. Los grupos demuestran interés y deseos de aprender continuamente sobre los temas ambientales.
  • Los niños y las niñas en los ambientes de convivencia y trabajo logran el reconocimiento de sí mismos y delos otros, mediante la identificación de sensibilidades y la recuperación de sus historias personales, locales y regionales.
  • La técnica del árbol de problemas es una estrategia muy eficiente para entender las problemáticas y soluciones de los entornos donde están los Guardianes de la Naturaleza. Mediante esta técnica los niños/niñas entienden más fácilmente las situaciones conflictivas y la manera de solucionarlas. Además es un buen inicio para la construcción de las iniciativas ambientales.
  • A través de los encuentros los  grupos de niños y niñas Guardianes de la Naturaleza  han realizado ejercicios de contextualización, de reflexión, de seguimiento y de planeación, cumpliendo a cabalidad con las acciones de  lectura del territorio. Además se han hecho las respectivas preguntas problematizadoras y han construido colectivamente 26 iniciativas ambientales. Estas iniciativas se han desarrollado unas en su totalidad y otras están en su fase de adelanto.
  • Las preguntas problematizadoras generadas en el inicio del proceso fortalecen los relaciones entre grupo, líder y Corporación. Además establecen, de alguna manera, lazos de confianza entre el grupo y facilitador al mostrar posibilidades reales de solución de problemas, además agiliza significativamente el desarrollo de las actividades y  trabajos colectivos e indagaciones sobre el desarrollo de las iniciativas.
  • Hay un compromiso grande de parte de líderes e integrantes de los grupos de Guardianes por el desarrollo favorable de las iniciativas ambientales. Estos proyectos si son apoyados debidamente pueden mostrar resultados interesantes para la solución de los problemas del entorno cercano.
  • Los líderes de algunos grupos se están empoderando del proceso a partir de las iniciativas ambientales, muestran mayor interés y apoyan más fácilmente estas acciones. Esta situación propicia que cada vez más las administraciones y comunidades se hagan cargo del sostenimiento de nuevos grupos de Guardianes.

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Oscar Rincon

Educador físico. Magister en educación. Director Iefangel radio

Comentarios recientes